Inicio de la página

AYUDAS A LA ACCESIBILIDAD

RAIMUNDO SARRIEGUI

1838-1913


 

 

 COMPARSA DE NODRIZAS

  

      En 1869 Sarriegui compone la música para esta comparsa aunque no tenemos noticia de ella hasta el año 1885. Este año, el día de la Candelaria, la sociedad La Fraternal organiza la Comparsa de nodrizas. Desfilan desde su sede hasta la plaza de la Constitución seguidas de numeroso público. En la plaza, realizan su actuación al son de la música de Sarriegui: las nodrizas dan los biberones mientras los “praskus” bailan alrededor para finalizar con un la interpretación del aurresku. También se añaden a la actuación personajes de la vida de la ciudad como el médico, el alcalde o el cura.
        Esta comparsa representa a las clásicas nodrizas que en la época frecuentaban los parques y plazas de la ciudad paseando a los niños. Lo que le da el caracter carnavalero es el que todos los componentes son hombres. Hacia 1912 desaparece al convertirse el día de la Candelaria en laborable.
        Entre los años 1922 y 1926, la sociedad Euskal-Billera la organiza con niñas y niños. Después quedará suspendida hasta 1942, cuando se recupera para actuar en la festividad del Corpus junto con la tradicional becerrada benéfica.
        En 1977 Kresala rescata esta comparsa en la que incluye una tamborrada. Cada primer domingo de febrero, partiendo de la sociedad, recorre diversas calles de la Parte Vieja terminando su actuación en la Plaza de la Constitución.

 


COMPARSA DE CABALLERIA DE VIEJAS

 

       Esta comparsa, formada por jinetes a espalda de las viejas, tiene su origen en 1870. Fue dirigida por el Sr. Tabuyo y actuó en la Plaza de la Constitución en una de las corrida de toros que se organizaba en la época (1) .
        En 1881 Sarriegui compone un galop para esta comparsa que publica la editorial Díaz y Cía junto con el resto de la música de carnaval de Sarriegui.
        Esta composición se recupera por la Comparsa de Caldereros del barrio de Gros en 1994 y queda incorporada al repertorio tradicional del día de San Sebastián a partir de 1998.

 


COMPARSA DE JINETES ROMANOS MONTADOS SOBRE GALLOS

        En 1882 cierra el desfile del domingo de carnaval. La componen cien jinetes romanos montados sobre gallos para los que Sarriegui compuso el Galop de la Caballería de Gallos que interpreta una charanga con banda de cornetas. Repite su actuación al día siguiente por la mañana, en la recepción del Dios Momo en la Plaza de la Constitución y por la noche en el Teatro Circo.
        Esta composición, al igual que la Caballería de viejas, se recupera por la Comparsa de Caldereros del barrio de Gros en 1994 y queda también incorporada al repertorio tradicional del día de San Sebastián a partir de 1998.

 

 

COMPARSA DE CANTANTES CHINESCOS

       

        Para el coro de esta comparsa, que desfila en la cabalgata del carnaval de 1882, Raimundo Sarriegui compuso una marcha. Fue interpretada por cien cantantes seguidos de una banda de 80 instrumentistas. Ha llegado hasta nosotros publicada por Díaz y Cía en 1898.     

 

 

 

COMPARSA DE JARDINEROS

  

       El 29 de enero de 1818 desfila por primera vez una Comparsa de Jardineros con gran éxito. Está dirigida por José Vicente de Echagaray quien representa además el papel de Aita Josepe. Esta comparsa rememora las antiguas fiestas de primavera en honor a la diosa Flora y que dan origen a la creación de los juegos florales. En 1832, 1841 y 1850 se celebrarán también comparsas de Jardineros.
        En 1884 merece especial atención la organizada por la Fraternal y la Unión Artesana con música de Sarriegui. Tuvo lugar en la Plaza de Toros y la prensa alabó su organización y la belleza de la cabalgata que precedió a la misma. En primer término figuran un grupo de cantores, tras ellos, los ayudantes de los jardineros seguidos de los jardineros y jardineras guiados por el “aita Joshepe”. Al final la carroza de la diosa Flora arrastrada por ciervos y cerrando la comitiva, la banda de música.
        La música para la comparsa consta de: una Marcha (Salve, Flora, gentil azuzena), Himno del jardín (Dejamos girnaldas), dos contradanzas y un zortziko. A estas composiciones se añaden dos contradanzas que al año siguiente se ejecutan en la plaza de toros, también con gran éxito.
Con esta misma música se celebra en 1887 la Comparsa en honor a SS.MM. La Reina Regente y el Rey D. Alfonso XIII con diferente letra y añadiendo el “Laurak bat”
        También por iniciativa de la Comparsa de Caldereros del barrio de Gros y con la colaboración de José Mª Oiarzabal, en 1998 se recuperan estas composiciones y en 1999 es representada por Eskola.

 

 

 

COMPARSA DE CALDEREROS

      

        Esta comparsa se inaugura en 1884. La nueva producción de SarrPepe Artola dirige los Caldererosiegui es una “de las más hermosas que han salido de su inspirada pluma” (2). Comienza a las diez de la mañana partiendo de la Plaza de Lasala para recorrer las principales calles donostiarras. Su composición es la siguiente: Dos heraldos a caballo, siete gendarmes de caballería, diez y ocho gendarmes a pie para abrir el paso de la comparsa, ciento veinte caldereros húngaros, banda de música con cincuenta genízaros, dos grandes carros portando a las familiaCaldereros en la Plaza de la Constitucións de los húngaros.
        El jefe de la tribu marca el compás con un martillo y un yunque y los caldereros señalan los contratiempos golpeando al compás sus sartenes
      Las letras de la comparsa son: en castellano de Adolfo Comba y en euskera de Victoriano Iraola.
        Esta comparsa desfila el día de la Candelaria y tiene como antecedente la Comparsa de Caldereros Turcos celebrada en 1828.
        En 1909 asume su organización la Sociedad Euskal Billera. La dirige Pepe Artola y se celebra por la mañana. En 1912, tras suprimirse el día como festividad, deja de celebrarse.

Caldereros de Euskal Billera 1923
Caldereros de Euskal Billera, 1923


        En 1924 la Sociedad Gaztelupe retoma la organización celebrándose a la noche. Sufre épocas de suspensiones por diversas causas hasta que en 1972 toman las riendas miembros de Gaztelubide.
        En 1985 se crea la Comparsa de caldereros del barrio de Gros.
        En 2004 se incorporan las mujeres en igualdad, cantando y tocando las sartenes. Esto motiva que la comparsa se divida y surjan dos: la mixta, que será la oficial, y la tradicional o primitiva, que mantiene a las mujeres únicamente en un papel secundario como zíngaras.

 

   

 

COMPARSA PASTORIL

 

        En 1886 la Unión Artesana y La Fraternal organizan este expectáculo. En vez de la Plaza de la Constitución, eligen como escenario para su exhibición la Plaza de Toros. Entre los motivos que aducen, figura la necesidad de un lugar donde puedan acudir un mayor número de donostiarras. El espectáculo ya no es gratuito pero se intenta que los precios de las localidades sean módicos, “reservándose uno o dos tendidos para la clase pobre”.
         Toman parte en la comparsa más de 200 personas entre hombres, mujeres, niños, coros y músicos. También participan cuatro carrozas que representan las estaciones del año. Se celebra de esta forma la Comparsa Pastoril, que después de desfilar por la plaza ejecuta vistosas danzas. Los coros cantan un zortzico compuesto por Raimundo Sarriegui con letra de Victoriano Iraola. La editorial Díaz y Cía publica la Contradanza de esta comparsa en "El Carnaval de san Sebastián" en 1898.

 Orig.: Koldo Mitxelena

 

 

  

ENTIERRO DE LA SARDINA

 

        En 1886 el martes de carnaval se celebra el entierro de la sardina a las 8 de la noche. En esta fiesta se incluyen algunas novedades. Además de quedar suprimida la banda de tambores, la música de Santesteban queda sustituida por la de Raimundo Sarriegui. Estas nuevas piezas esencialmente carnavaleras, según figura en “El Eco de San Sebastián”, no fueron bien apreciadas por el público.

  


COMPARSA IRUCHULO

 

        También denominada “Comparsa de marinos”. Se estrena en 1890 con música de Raimundo Sarriegui. No es propiamente una comparsa de carnaval pues desfila en agosto. Se tiene noticia de su composición (3) pero, desgraciadamente, no nos ha llegado su música.
        Abren la marcha 50 músicos precedidos de un grupo de 150 niños con hachas, bicheros y remos. Les siguen 16 parejas compuestas de marineros y bailarinas. Los hombres con remos y las mujeres con gasas de colores. Detrás cierran la comparsa 8 marineros viejos y una magnífica carroza que simboliza al dios Neptuno.
        La actuación se realiza en la plaza de toros y se compone de cantos y bailes.

 


 


(1) De esto nos da noticia José Manterola en la revista Euskal-Erria: “Del carnaval del año 1870 recordamos la corrida de toretes, verificada en la misma plaza, y las maniobras, por vía de despejo, de la caballería sobre viejas, ejecutadas por primera vez, con general aplauso...”
(2) El Eco de san Sebastián, viernes 1 de febrero de 1884
(3) La Época (Madrid), 2 de agosto de 1890
 

 


ERESBIL

Archivo vasco de la música
Tel.: (34) 943-000868 • Fax: (34) 943-529706
E-mail: bulegoa@eresbil.eus